Revelan en Egipto la causa de la muerte de «la momia de la mujer gritando» hace más de 3.200 años

Un tac resuelve la incógnita de por qué los embalsamadores no cerraron su boca como era habitual

La momia de la mujer gritando – Drhawass.com

La llamada «momia de la mujer que grita» fue descubierta en 1881 en el llamado Depósito Real de Deir el Bahari, en Luxor. Se trataba de la tumba de un sacerdote del siglo X a. C. en la que habían escondido decenas de momias pertenecientes a la nobleza con el fin de preservarlas frente a posibles saqueos.

El cuerpo estaba embalsamado con la cabeza hacia atrás y la boca abierta como si llorara de terror. Los investigadores, liderados por el egiptólogo Zahi Hawass y Sahar Saleem, de la Universidad del Cairo, le han realizado un tac en el Museo Egipcio Tahrir.

Los resultados de la tomografía computarizada indican que la mujer falleció durante la sexta década de su vida. Los embalsamadores extrajeron las vísceras, colocaron materiales caros como resina y especias perfumadas dentro de la cavidad corporal y envolvieron la momia en lino blanco puro.

¿Por qué no pusieron su cuerpo recto y por qué no cerraron su boca como era habitual? El tac ha revelado que «La momia de la mujer que grita» sufría un grave grado de aterosclerosis que afectaba a muchas de sus arterias del cuerpo.

Los investigadores suponen que la mujer tuvo un infarto cardíaco masivo con un desenlace fatal. La posición de los restos sugiere que el cadáver no fue descubierto hasta horas después, por lo que sufrió rigor mortis y los embalsamadores preservaron el cuerpo tal como se encontró.

«Momia del hombre gritando»

El Depósito Real de Deir el Bahari también contenía la «momia del hombre gritando» a la que también se le aplicó la tomografía computarizada por Hawass y el equipo científico del Proyecto Egipcio de la Momia. Se demostró que se trataba del príncipe Pentawere, hijo del rey Ramsés III, quien fue forzado a suicidarse ahorcado.

Esa fue la pena que tuvo que pagar por su participación en el asesinato de su padre, en lo que se conoce como la conspiración del harén. No le fue realizado a su cuerpo el embalsamamiento con el fin de impedirle a realizar el viaje al Más Allá


Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.