La Navarra más bucólica

La escritora Beatriz Osés nos habla de los paisajes donde creció la familia de su padre

La escritora Beatriz Osés.
La escritora Beatriz Osés. EDITORIAL SM

MERCEDES CEBRIÁN

20 AGO 2021 – 22:42 CEST

Con su último libro, Un bosque en el aire, Beatriz Osés ha ganado en 2021 el Premio SM El Barco de Vapor de literatura infantil. La novela se centra en la vuelta al pueblo de un hombre y su hijo y en su reconexión con la naturaleza. Por eso la escritora nos quiere hablar aquí de los paisajes navarros donde creció la familia de su padre.

¿Qué recuerdos de infancia tiene de Navarra?

Mi familia es de la zona de la Ribera del Arga, cerca de Tafalla, Olite y Peralta. De este último pueblo recuerdo lo bien que lo pasábamos en las fiestas, a principios de septiembre. A mí me encantaban las charangas, las cuadrillas y también los bocadillos de pimientos verdes asados con aceite y ajo.

De niña ya valoraba la verdura…

Es que mis abuelos eran agricultores, por lo tanto, tenía a mi disposición toda la huerta navarra: cardos, pimientos, tomates… Y claro, los célebres espárragos. Los de allí son los mejores. No es nada fácil recogerlos: solo asoman la punta.

¿Cuál es su paisaje preferido?

Sin duda, la selva de Irati: es el segundo hayedo más grande de Europa, tras la Selva Negra. Está muy cuidado y protegido. Es un lugar ideal para senderistas y también puedes bañarte en arroyos, cascadas y pozas. Además de las hayas hay muchos helechos, por eso es tan fresco en verano. En otoño se disfruta de los distintos tonos de las hojas de las hayas, y también de la berrea de los venados.

¿Se ha cruzado con peregrinos del Camino de Santiago?

Sí, a menudo. Pasan muchos que vienen del Camino Francés, que empieza en San Juan Pie de Puerto y sigue hasta Roncesvalles. Es una etapa muy dura, de montaña.

Ahora de adulta, ¿qué lugares frecuenta?

Suelo ir con mi hija a un pueblo llamado Espinal. Nos encanta la naturaleza que lo rodea y su estilo de vida tranquilo, con su frontón, su teatro de títeres en la plaza… También nos gusta escuchar conciertos de txalaparta, un instrumento de percusión tradicional del País Vasco y Navarra.


Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.