El plan de ‘La Migra’ para vigilar a inmigrantes indocumentados que los obligaría a un “toque de queda”

La Administración Biden prepara un programa para que inmigrantes indocumentados tengan grilletes eléctricos y obedezcan estrictas reglas de estancia en casa, como «toque de queda», mientras esperan la decisión en un tribunal sobre sus casos; la intención es evitar el encarcelamiento de estos no ciudadanos

ICE analiza formas alternativas de detención de inmigrantes.
ICE analiza formas alternativas de detención de inmigrantes.

FOTO: JOHN MOORE/ / GETTY IMAGES

Jesús García

Por:Jesús García Actualizado 08 Feb 2022, 17:39 pm EST jesusgar

La oficina de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) tiene un plan para ampliar la vigilancia de inmigrantes indocumentados, pero afuera de centros de arresto, aunque sería un sistema estricto que incluso contemplaría un “toque de queda”.

Un reporte reciente del Centro de Información y Acceso de Registros Transaccionales (TRAC) de la Universidad de Syracuse, en Nueva York, señala que más de 150,000 inmigrantes indocumentados de reciente ingreso al país están bajo estricta vigilancia de ICE.

Sin embargo, según Axios bajo ese tipo de vigilancia hay casi 180,000 inmigrantes con monitores de GPS y estricto control de reporte en oficinas migratorias, mientras los no ciudadanos reciben alguna respuesta sobre sus casos.

“Hay casi 180,000 inmigrantes indocumentados en los EE.UU. que ya están siendo monitoreados con monitores de tobillo y otros dispositivos rastreables”, indica el informe. “La administración está planeando un programa piloto ampliado de confinamiento domiciliario y toque de queda, con el objetivo de reducir los espacios de detención con fines de lucro”.

El secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, había adelantado que una de sus prioridades sería reformar las detenciones de inmigrantes, pero no ha dado detalles de su plan, al tiempo que ICE ampliará un centro de arresto en Georgia y reinició uno en Pensilvania.

Según el reporte, los inmigrantes podrían vivir y trabajar en el país, pero con estricta vigilancia.

“El nuevo programa piloto se lanzará en Baltimore y Houston con un par de cientos de inmigrantes en las próximas semanas”, indicó el portal citando a un funcionario del DHS.

Sin embargo, se espera que haya un programa a nivel nacional para finales de este año.

“Implicará un control más estricto que otros programas alternativos a la detención… en este momento, pero los requisitos específicos sobre cuándo alguien debe estar en casa podrían variar según el caso”, se apuntó.

Bajo los programas alternativos de detención, si un inmigrante incumple con los lineamientos, como faltar a una cita con ICE sin previo aviso, podría ingresar a un proceso de deportación inmediato.

El director ejecutivo de Envision Freedom Fund, Carl Hamad-Lipscombe, criticó el plan, al considerar que sería “invasivo”.

“Los grilletes electrónicos, la vigilancia y las estrictas restricciones, como los controles de entrada y los toques de queda, son punitivos, invasivos y dañinos”, afirmó. “Poner a cientos de miles de inmigrantes bajo vigilancia en sus hogares, comunidades y lugares de trabajo no es un sustituto de la detención; es una forma de vigilancia extrema de los cuerpos y movimientos de las personas“.

Además de las críticas de activistas es posible que el plan de la Administración Biden enfrente retos de republicanos que rechazan la liberación de inmigrantes en entidades, como Texas y Florida.


Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.