Papúa-Nueva Guinéa

Hoy, Papúa Nueva Guinea se encuentra en un momento histórico. El primer ministro del país se disculpó públicamente con todas las mujeres por las altas tasas de violencia doméstica y sexual en su nación. El 18 de septiembre de 2013, Papúa Nueva Guinea aprobó el Proyecto de Ley de Protección de la Familia que, por primera vez en la historia de PNG, penaliza la violencia doméstica; al mismo tiempo, su gobierno restableció la pena de muerte, misma que se aplicará a una larga lista de crímenes que incluyen el asesinato y la violación. Sin embargo, el cambio es paulatino y aún no se siente realmente cercano.

Vivir entre asesinos y violadores en 13 fotografías de Papúa Nueva Guinea – Fotografía

Uno de los problemas, como explica el investigador del ISGlobal, es que la enfermedad permanece latente, pero sin manifestarse, en buena parte de la población adulta. “La transmisión es por contacto piel con piel, una situación muy frecuente entre los niños que juegan y entre hermanos -dice-. Por eso ellos son los más afectados”. A partir de los 15 años, los adultos generan una inmunización natural y no se les forman las llagas en la piel características del pian.

Oriol Mitja: dos dosis para erradicar la enfermedad de pian